Hoy es miercoles 24 de abril de 2019 y son las 21:41 hs. ULTIMOS TITULOS: Adriana Salgueiro y una operación exitosa / La AABE transfirió cinco inmuebles a municipios para la construcción de viviendas sociales / Murió Jean-Pierre Marielle, gran figura del cine francés / Quién es el nuevo presidente de Corteva para la región Cono Sur / La llamativa foto de Elisa Carrió tras las críticas por sus dichos sobre De la Sota / Mucho antes de conocerlo, la novia de Sergio Denis buscó pareja en televisión / Premios Martín Fierro 2019: Susana Giménez, Mirtha Legrand y Marcelo Tinelli confirmaron su presencia / Otro paso para llegar con la harina de soja a China / San Isidro: lanzan una aplicación que unifica todos los llamados de emergencias / Inundaciones en Chaco: "De la soja solo pudieron salvarse algunos lotes" / Puerta a puerta: la odisea en la Aduana por un chocolate que se volvió viral / Marco Lavagna: su plan para enfrentar a Larreta, sus aliados massistas y el factor Lousteau / Tras la suba de hoy, el dólar amenaza con impulsar la inflación en abril y mayo / Marcela Tinayre sobre Jorge Rial: "No sabía que era vengativo" / Bolsonaro visitará la Argentina el 6 de junio / Por un nuevo desplome en las importaciones, en marzo hubo superávit comercial / Una familia porteña necesitó $10.248 más que en marzo del año pasado para no ser pobre / La Suprema Corte bonaerense reclamó más fondos al gobierno de Vidal / José Alperovich, sobre su comentario machista: "No sé qué molestó pero pido disculpas" / Control de precios en 1950: "No es para el mal de ninguno sino para el bien de todos" /
22 de julio de 2015
El desafío de la participación política - Por L.Benitez
Juan Carlos Murúa es Secretario gremial de UOyEP y ocupa el segundo lugar en la nómina de precandidatos a diputados nacionales por Compromiso Federal, espacio que lleva como precandidato a presidente al puntano Adolfo Rodríguez Saá. En diálogo con Comunas, habla del “desafío” de la participación política, de la proyección del espacio y propuestas, conforme a la trayectoria gremial que detenta.

-¿Cómo definió su participación política dentro de Compromiso Federal?

En un principio estuve participando de las reuniones que se mantenían para lograr la unidad del Peronismo junto con el Senador nacional y Secretario General de petroleros, Guillermo Pereyra,  el Compañero Rodríguez Saá, De la Sota y Massa.  Unidad que luego no se logró por distintos motivos. Entonces, al formar un frente Massa y De la Sota,  Rodríguez Saá, por su parte,  pidió la colaboración del gremialismo. Muchos Compañeros pensaron que era muy tarde para esa oferta, dijeron que iban a acompañar pero no iban a participar como candidatos. Yo, con la autorización y aprobación del Secretario General del Sindicato Plástico, Alberto Murúa, estoy participando en la lista, como segundo candidato a diputado nacional  de Compromiso Federal. Y, en San Luis, logramos que el candidato a Vicegobernador sea un hombre del movimiento obrero, Carlos Ponce. Creemos que un país diferente es posible y por eso decidimos acompañar a Adolfo Rodríguez Saá en su camino a la presidencia. Reconocemos que la transformación que llevó adelante en San Luis es la garantía de que un país diferente es posible. Ojala podamos tener en todo el país lo que tiene San Luis: No más villas y que cada habitante pueda tener su propia vivienda y un trabajo digno. Y, ojala nosotros podamos representar a esos trabajadores para que tengan un mejor salario, una obra social de calidad, respeto de la patronal y paz social.

-¿Cómo se plantea el trabajo político de cara a las PASO?

Estamos trabajando fuertemente para posicionar a nuestro candidato, recorriendo el interior del país y la provincia de Buenos Aires. Tenemos muchas posibilidades de posicionarnos como una fuerza pujante. Estamos muy felices porque tenemos el apoyo de muchos compañeros de base que están muy entusiasmados de que  encaremos la lucha desde la arena política.

-Rodríguez Saá fue uno de los que planteó el famoso 33 por ciento de participación a los trabajadores dentro de las listas ¿Que pasó finalmente?

El 33 por ciento solo lo dio Perón. Aunque,  en un  principio,  Adolfo Rodríguez Saá lo había prometido, pero luego, al momento del cierre de listas no se dio plenamente. Igualmente, hay varios gremios que apoyan este armado más allá de haber formado o no parte de las listas – un sector del sindicato de camioneros, docentes, policías, entre otros-.

-Como hombre del movimiento obrero ¿Qué le aporta su participación a la lista de legisladores nacionales?

Esta candidatura no responde a un trabajo individual sino que representa una construcción colectiva. En esto,  no dejo de agradecer a Alberto Murúa, Secretario General del Sindicato Plástico –organización a la que pertenezco-;  al compañero petrolero Guillermo Pereyra por el apoyo moral y económico; a Hugo Moyano y a todos los compañeros que nos acompañan con su esfuerzo diario para llevar adelante este sueño de ampliar la representación política de los trabajadores en los espacios de decisión. Esperamos que esta participación sea un éxito. Pero si no lo logramos seguiremos participando porque esto no se acaba  acá  sino que es un comienzo y esperamos que en poco tiempo podamos cambiar la imagen del sindicalismo y demostrarle a la gente que los sindicalistas somos capaces de gobernar un país, de dejar de criticar y discutir para empezar a hacer. Asumo el compromiso de representar a mi organización y a los trabajadores de este país para trabajar por una Argentina que vuelva a crecer, a generar empleos, a educar para el trabajo. A construir una patria más solidaria y fraterna, donde los trabajadores formen parte de la toma de  decisiones.

-La participación de los trabajadores en la arena política debe ser captada y aceptada por la ciudadanía que todavía no expresa su apoyo a este movimiento en las urnas…

Seguramente. Pero como dirigentes sindicales y, en particular, dentro de la Organización a la que represento, todos los días respondemos por la Obra Social; impulsamos la capacitación de los trabajadores y su participación dentro del gremio. También, hay que reconocer que hay gremios que se han quedado un poco, pero cada uno maneja su casa como quiere o como lo dejan. Y, en esto, los trabajadores saben cómo reaccionar a lo que sucede en cada gremio para propulsar un cambio. No todos los dirigentes sindicales son iguales como tampoco lo son todos los políticos. Hay buenos y malos. Los gremialistas somos hombres de trabajo, de palabra, de cumplir con lo pactado y en este sentido, sabemos del trabajo diario, recorriendo las calles, golpeando puertas y visitando fabricas. Así nos formamos como dirigentes sindicales y pretendo replicar esa experiencia en la arena política: mantener el contacto cotidiano y fluido con los trabajadores, con el vecino, explicarle lo que haremos, lo que no haremos y por qué. Como así también lo bueno, lo malo,  las consecuencias de tomar tal o cual medida. Además, con la idea clara de fomentar la real participación de la juventud porque creo que se habla mucho de la participación de los jóvenes, pero solo queda en lo discursivo. Por eso, nosotros proponemos en hechos que los jóvenes participen, que se formen entre los dirigentes con experiencia para que sean hombres y mujeres a la altura de las circunstancias. Hoy, los dirigentes sindicales podemos terminar con ese preconcepto que se tiene de nosotros de que solo podemos gestionar un camping recreativo para los afiliados o discutir paritarias. Hay muchos dirigentes capaces de conducir un país.Nosotros, desde el gremio venimos propiciando un cambio en las formas de gestionar y lo venimos sosteniendo con hechos.

-¿Un ejemplo de ese cambio?

La mayoría de la gente cree que los dirigentes sindicales nos perpetuamos en el poder sin propiciar una renovación de autoridades. Pero, desde el gremio plástico planteamos que la Comisión Directiva nacional no pueda tener más de tres mandatos consecutivos. Por lo tanto, tienen que haber nuevos dirigentes, a la altura de las circunstancias y capacitados para gestionar en beneficio de los trabajadores a los que representamos. Esta renovación y alternancia que proponemos y sostenemos, no lo hace ningún gremio en la Argentina. Con esto no digo que quien conduzca un gremio hace 30 años lo haga mal, sino que no propicia la participación de nuevos dirigentes y la oxigenación de la Comisión Directiva. Los trabajadores deben confiar en el Secretario General, conocerlo y tener un trato directo, sin filtros, para palpar la realidad que se vive a diario en las bases. Esto también lo sostenemos desde el gremio plástico, además de poner a consideración de los trabajadores, que nos acompañan desde lo gremial, las decisiones políticas. La mayoría  de los dirigentes toman decisiones políticas y no lo consultan con los trabajadores. Creo que los trabajadores tienen derecho a saber y opinar sobre las decisiones políticas de los dirigentes y si no están de acuerdo, los dirigentes deben respetar lo que opinan los trabajadores y actuar en consecuencia. Este es el cambio que está produciendo el gremio plástico y lo quiero continuar en la arena política.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:

RadiosNet