Hoy es viernes 18 de octubre de 2019 y son las 03:09 hs. ULTIMOS TITULOS: Quién quiere ser millonario: las ?chancles? de ¡Grande, pa! contaron que tuvieron reuniones para volver con el programa / Pequeña Victoria: Marito se entera de la infidelidad de Selva / ShowMatch 2019: Leticia Siciliani es la primera confirmada para el año próximo / ShowMatch 2019: Luciana Salazar analizó el debate presidencial y reveló a quién consideró ganador / ShowMatch 2019: Charlotte Caniggia dejó fuera de concurso a Ailén Bechara / Cinco series policiales para recorrer el mundo y encontrar a los culpables / La Corte volvió a fallar contra el Gobierno: rechazó el pedido de aclaraciones en la causa por IVA y Ganancias / Pequeñas historias de una Copa Argentina que hace fuertes a los débiles / La probable formación de Boca ante Racing, pensando en River: sin Tevez ni Wanchope / Claudio Belocopitt, de Swiss Medical, dio a entender que votará a Alberto Fernández / Carlos Verna: "Los políticos siempre caemos bien parados, el problema es la gente que pasa hambre" / Roberto Lavagna perdió otro candidato a intendente en la provincia de Buenos Aires / Permiten a exportadores no liquidar dólares que deban usar para el pago de importaciones / Con un celular en la mano, Mauricio Macri chicaneó a Alberto Fernández / "Los argentinos y el cumplimiento de la ley", el debate que se abrió en el foro empresario / Mauricio Macri, autocrítico: "No se puede vivir con este nivel de inflación" / Julio Bocca, Paloma Herrera y otras figuras de la danza argentina despiden a la gran Alicia Alonso / Cristina Kirchner: "Hay mucho machirulo suelto últimamente" / Belén Francese: ¿embarazo y casamiento? / Cosquín Rock vuelve a la Plaza Próspero Molina /

26 de junio de 2015
Gente y muchedumbre en el discurso macrista
Una y otra vez el macrismo se equivoca en su lucha desmedida por expandirse en el poder, y comete errores siguiendo malas recetas de sus asesores en marketing político.

Por Margarita Pécora B.

 

El abuso del término  gente para referirse a lo que debiera ser  pueblo es uno de los traspiés que  está dando con reiterada frecuencia en estos días candentes de campaña electoral.

Mauricio Macri, Rodríguez Larreta, Gabriela Michetti, María Eugenia Vidal, entre otros  dirigentes del  PRO  repiten el término  gente en sus mensajes publicitarios, reduciendo al pueblo a un grupo o clase social   que pareciera ser  la pobre, o lo que se ha denominado  como muchedumbre.

Y este descuidado  uso del término, acuña un  vicio gramatical que,  lamentablemente  copian y reproducen en sus discursos,  otros políticos del arco opositor,  quienes no analizan  el significado  de las palabras ni  el maltrato que ello significa para la población electoral.

Sabemos que la  definición de pueblo es muy compleja, polémica y no exenta de ambigüedades desde los orígenes de los sistemas jurídicos y del pensamiento político occidental, pero mucho se ha escrito  durante décadas por los grandes pensadores y filósofos  contemporáneos, para que, los políticos  de hoy en día,  incurran en semejante falta que ojala  no sea de manera consciente y premeditada. Entonces  estaríamos ante una manipulación  obscena de un término y una flagrante expresión de la oclocracia,  que es el gobierno de la muchedumbre. es decir, masa o gentío es un agente de producción biopolítica que a la hora de abordar asuntos políticos presenta una voluntad viciada confusa, injuiciosa o irracional, por lo que carece de capacidad de autogobierno y por ende no conserva los requisitos necesarios para ser considerada como pueblo.

Demagogia y populismo

Y   lo peor  es  que  muchos de nuestros conciudadanos,  no se dan  cuenta   de  este  tratamiento   injusto  y hasta abusivo de que son objeto  y  que nos llega de la mano  de estos políticos  que tienen habilidad  para  manipularnos haciendo uso de la demagogia y el populismo.

¿Acaso  olvidaron  la foto  de Mauricio Macri en la campaña electoral de  hace pocos años, posando en medio de un basural junto a un niña pobre? Por eso empiezo a sospechar que no es  tan ingenuo  el uso del término  gente, sino  intencionado, porque éste es el público vulnerable escogido por el macrismo para conseguir un impacto publicitario a favor  de su posicionamiento electoral. Este es,  ni más ni menos,  el discurso  neoliberal, que se corresponde con el pensamiento  de quienes  pretenden  conducir a la Argentina  por esos derroteros  que  han fracaso a nivel mundial.

Mientras menos sepa el pueblo  la intención de este mensaje, mejor para  estos demagogos que nos  devuelven la típica imagen de los candidatos en campañas callejeras,  besando a los niños,  o saludando efusivamente a todo el mundo, pero sindescuidar  limpiarse de vez cuando cara y manos con el pañuelito descartable embebido en  alcohol para “desinfectarse” del roce con  la muchedumbre.

Por más  que se  les intente abrir los ojos, muchas personas  no alcanzar a  ver  las  verdaderas intenciones   de estos paladines del  neoliberalismo que  nos hablan de modernidad , de Ciudad   cosmopolita ombligo del mundo  suramericano que mira a Europa y EE:UU, que  coquetea con el poder de las transnacionales, con Clarín y otros grupos concentrados que manejan la información o la desinformación en  los Multimedios para manipularnos socialmente,  alterando la escala de valores en pos de un mundo totalmente reactivo que no piense ni reflexione.

Estos son los   que quieren ocupar el sillón de Rivadavia  con globos amarillos y  chamuyos como bien  los caracterizó   la presidenta de la nación Cristina Fernández de Kirchner, son  los promotores  del individualismo, el egoísmo, la violencia, la xenofobia, el racismo, la ignorancia, la indiferencia,  y el irrespeto por el pueblo.

Si  los grandes próceres  latinoamericanos  han sabido reconocer  el  justo significado de pueblo, por qué no lo hacen los políticos que en cambio lo ignoran.

José de San Martín supo  decir “El pueblo jamás se empieza a mover por raciocinio sino por hechos.

Aleccionadora también en tal sentido  es la cita del gran pensador cubano José Martí que dijo:  “Quien en sí condensa un pueblo, es digno de figurar entre los que van a su cabeza”.  “Nada es el hombre en sí y lo que es, lo pone en él su pueblo”.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
OPINIÓN
Odio al odio
Comentarios:

RadiosNet