Hoy es lunes 27 de enero de 2020 y son las 01:04 hs. ULTIMOS TITULOS: Alberto Fernández respaldó a Axel Kicillof: "Hay que dejarlo hacer" / La Rural pidió una baja del gasto en todos los niveles del Estado / Superliga. Qué partidos les queda a los que van arriba en el campeonato / ¿Qué pasó con los actores populares? ¿Quiénes son los nuevos Sandrini y Tita Merello? / La Bombonera, de estreno. La experiencia de ver un partido sin acrílicos / Boca no pudo con Independiente y el debut de Russo tuvo un sabor agridulce / Kobe Bryant. Una estrella que también tuvo un lado oscuro / Premios Grammy 2020: Alicia Keys abrió la ceremonia recordando a Kobe Bryant / Racing igualó en Avellaneda con Atlético Tucumán y le pierde pisada a River / Murió Kobe Bryant, una leyenda de la NBA / Alberto Fernández: "Vemos mucha irresponsabilidad de parte de empresarios que aumentan los precios" / Defensa y Justicia goleó a Talleres y espera por Hernán Crespo / En fotos: el accidente aéreo en el que murió Kobe Bryant / La reacción de Manu Ginóbili por la muerte de Kobe Bryant / Las rarezas del pueblo de Estados Unidos al que solo se llega a través de Canadá / Kobe Bryant. El mensaje de Messi y Maradona ante la muerte de un genio como pocos / Las provincias mejoran en el índice que mide la transparencia de su información / "Gigi", la hija de Kobe Bryant, también falleció en el accidente aéreo en Los Ángeles / Un día antes. LeBron James superó a Kobe Bryant como tercer máximo anotador de la NBA / "Querido básquetbol", el corto animado con el que Kobe Bryant ganó un Oscar /

19 de julio de 2016
No llores por mi Argentina
Por Kurt Winkels.
Mientras las páginas de los medios aliados al poder distribuyen litros de tinta a diestra y siniestra mencionando a López, Báez y los Fernández, el modelo se consolida.

El semestre continuación del primero ya empezó y sin visas de mejorar. El presidente dijo en su momento que en julio las expectativas iban a mejorar, que el segundo semestre se despegaba, que esto está funcionando y un sinfín de frases mal construidas que por deducción uno creía que decía que todo mejoraba. Pues malas noticias para el pueblo. Esto no ocurrió, no pasará en el 2016 y  tampoco será 2017 el año pues el presidente nos ha mentido y el ajuste no se va.

El Indec confirmó oficialmente que estamos en recesión. El FMI avisó que no habrá crecimiento en la Argentina hasta el 2019 y el coro de ángeles que adulan al ejecutivo siguen repitiendo que la miseria es culpa de Cristina y que pronto llegarán las buenas noticias.

Que el plan económico es de entrega política no queda ninguna duda. Que la construcción de este modelo obedece a una mente cipaya tampoco. Que el tilingo conductor de este país solo expresa juicios de valor sin contenido alguno tampoco se duda. El problema principal es que la tilinguería portadora de un pensamiento antinacional esta creída que el drama actual es consecuencia de la corrupción K.

Hoy el tilingo no perdona la distribución de la riqueza ejercida por el gobierno anterior y empuja la máquina retroexcavadora para encontrar 90 mil dólares enterrados, observar como vuelan embolsados 9 millones de dólares para llegar a la suprema indignación pero no logran molestarse dos minutos por los 200 millones que se llevó la JP Morgan por la transferencia de pago a los fondos buitres, la ganancia particular del gobierno de 700 millones de verdes por la paga en tiempo y forma de Paul Singer, por los 5000 millones de dólares de fuga en los últimos seis meses, ni por los 20 mil comercios cerrados en la Capital y GBA, todo producto de un plan como señalábamos totalmente cipayo y entreguista.

El tilingo de ley demuestra lo acertado de la sociología jaurecheana cuando entiende que el rico pude ser obsceno en su riqueza y adula este accionar pero sospecha de un pobre que progresa. De ahí su aplauso cerrado a una dirigencia que se instaló en el poder solo para beneficiar a las clases altas.

Y alguien que no se queda atrás es el otario, ese que Scalabrini Ortiz lo visibilizó a través de la República de Otaria y que prende el aplausómetro cada vez que visita nuestro país un plan neoliberal y excluyente. El otario siempre se sintió contenido y alentado por un modelo, valga la contradicción, que lo excluía totalmente.

Por eso, entre tilingos, cipayos y otarios hoy el país naufraga en el mar de la pobreza. Su barco “El ajuste” se hunde. Las corrientes que llevan tristeza, miseria y desocupación tratan de depositarlo de alguna manera en el puerto de la entrega total. Quizás haya un huracán de pensamiento nacional que detenga esta tragedia. Si esto no es así, todos al unísono diremos No llores por mí, Argentina.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:

RadiosNet