Hoy es martes 12 de noviembre de 2019 y son las 03:16 hs. ULTIMOS TITULOS: China: la celebración que en un día vendió más que la mitad de las exportaciones argentinas / Dólar blue hoy: cuál es la cotización que abre el 12 de noviembre / Fusión de empresas en el agro: una alternativa para eliminar el saldo técnico de IVA / ShowMatch 2019: Lola Latorre dio el batacazo y dejó afuera a Luciana Salazar y a El Polaco / ShowMatch 2019: Nico Occhiato negó su reconciliación con Flor Vigna / Pequeña Victoria: Emma y Antonio pasaron su primera noche juntos / El regreso de las "damas del musical": las voces más poderosas de la escena local / El noticiero de la Televisión Pública reconoció la tarea de los periodistas del interior / Fórmula 1, Le Mans, Daytona y ahora el Dakar: Fernando Alonso no para / Diego Latorre: el técnico que espera agazapado, mientras colecciona los Martín Fierro / Diego Latorre: "Hay un 20% de los entrenadores que saben, y los demás conocen" / Pinola se reinventa para cumplir su deseo: irse solo si lo echan / Los DT interinos dan un paso al frente en la Superliga / Scooby Doo conoce a Shaggy en el divertido trailer de su nueva película / Tigre goleó a Chacarita y detuvieron a 98 hinchas del Funebrero / El nuevo amor de Julieta Díaz / Guillermo Andino habló de la decisión de su compañera, Mónica Gutiérrez / Alberto Fernández busca apoyo internacional para respaldar a Evo Morales / Cómo es la nueva camiseta alternativa de la selección argentina / Roque Pérez: el pueblo dividido por la elección que espera saber mañana quién ganó la intendencia /

16 de diciembre de 2017
"LA LUCHA CONTINÚA"
La marcha 2000 de las “Madres de Plaza de Mayo” tuvo lugar luego de las declaraciones del Presidente Mauricio Macri, en donde se refirió como “guerra sucia” a lo vivido en la última dictadura militar. Desconociendo así el trabajo de las organizaciones de derechos humanos.

Por Rodrigo Marcogliese.

Primero fue el llamado de los grupos concentrados de poder en Argentina pidiendo que no “haya más venganza” con los genocidas de la última dictadura cívico-militar, a tan sólo un día de la asunción del Presidente Macri.

Luego fue el desfile en conmemoración al bicentenario de la independencia nacional, que contó con la participación de militares involucrados en el intento de golpes de Estado a la democracia obtenida por el pueblo argentino, en 1987.

A este hecho le siguió la entrevista que brindó Macri a un medio de Estados Unidos, en la cual describió a la titular de la fundación “Madres…”, Hebe de Bonafini, como una “desquiciada”. También, dijo no interesarle la discusión acerca del número de los desaparecidos “si fueron 9.000 o 30.000”.

Según la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas, creada por el ex Presidente electo popularmente Raúl Alfonsín para investigar las violaciones a los D.D.H.H. en la dictadura, el número asciende a 30.000 personas.

En la misma nota, el mandatario argentino asegura que hubo una “guerra sucia”. Idea que abona a la teoría de los dos demonios en la cual la culpa es compartida entre Estado y civiles. La gran diferencia es que una función del Estado es proteger a los civiles y al violar sus derechos, esto lo convierte en lesa humanidad.

En ese contexto, las Madres de Plaza de Mayo con Hebe de Bonafini a la cabeza intentó marchar por el centro de la plaza ubicada frente a la sede de Gobierno nacional como ya lo había hecho 1.999 veces. Pero esta vez, la multitud de gente convocada en apoyo de estas mujeres hizo imposible que eso sucediera.

Por eso, las Madres en vez de marchar por el centro (y rodear la histórica pirámide de Mayo) le dieron la vuelta a la totalidad de la plaza bajo el canto hecho carne en los presentes: “madres de la plaza, el pueblo las abraza”.

La historia de estas marchas se remonta a 1977, cuando un policía se acercó a ellas, y les indicó que no podían permanecer paradas y les dijo “circulen”, un término usado en la jerga policial. Ese oficial, sin saberlo estaba dando paso a una ronda habitual que llegó a su número 2000 el pasado jueves 11 de agosto.

Tras la asunción de Mauricio Macri, ya se les ha otorgado a 51 represores de la dictadura la prisión domiciliaria por tener más de 80 años, cuando el ex presidente Néstor Kirchner dictaminó que quienes cumplen condena por secuestros y torturas deban permanecer en cárceles comunes, tengan la edad que fuese.

“Hemos caminado mucho, pies ampollados y cansados, pero con qué honor, compañeros, era por nuestros hijos”, dijo ese día De Bonafini. En la actualidad, las “Madres” siguen luchando por justicia y los D.D.H.H. no sólo por sus hijos, sino por la sociedad en su conjunto.

Los poderes fácticos, económicamente concentrados, y de medios hegemónicos nacionales allanan el camino para denostar a la fundación en su conjunto, con causas de malversación de fondos de Bonafini. Dejando en un segundo plano el trabajo de concientización que realizan las “Madres de Plaza de Mayo”.

Para cerrar, se vuelve más actual que nunca la frase del poeta uruguayo Eduardo Galeano: “En la Argentina, ‘Las locas de Plaza de Mayo’ serán un ejemplo de salud mental porque ellas se negaron a olvidar en los tiempo de la amnesia obligatoria”.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:

RadiosNet